¿Cuál es la relación entre el Airbag y el aire comprimido?

Al igual que los cinturones de seguridad, los airbags son un tipo de sistema de sujeción de seguridad para automóviles diseñado para mitigar las lesiones en caso de accidente.

Estos cojines inflados con gas, integrados en el volante, el tablero, la puerta, el techo y/o el asiento de tu automóvil, utilizan un sensor de choque para activar una rápida expansión del gas nitrógeno contenido dentro de un cojín que aparece en el impacto para poner una barrera protectora entre los pasajeros y las superficies duras.

Las solicitudes de patente fueron presentadas por el alemán Walter Linderer y el estadounidense John Hetrick ya en 1951. El airbag de Linderer se basaba en un sistema de aire comprimido, liberado por el contacto del parachoques o por el conductor.

Hetrick recibió una patente en 1953 por lo que llamó un “conjunto de cojín de seguridad para vehículos automotores”, también basado en aire comprimido.

Sin embargo, investigaciones posteriores durante la década de 1960 demostraron que el aire comprimido no era capaz de inflar las bolsas de aire con la suficiente rapidez para ser eficaz.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?